“NACIONALIZADOS EN NUESTRA LIGA”

Por Luis Swisher | ex Jugador de Fútbol Profesional de Guatemala

Quiero empezar con estos datos extraídos de un artículo que recién leí en El Economista:
“Un total de 147 ligas de 98 asociaciones nacionales en el mundo tiene presencia de futbolistas expatriados, de acuerdo con el informe mensual del CIES Football Observatory”

“Brasil está en el primer puesto de los países exportadores de futbolistas. Dos países europeos son los mayores importadores de futbolistas (728 jugadores), Italia (636) y Estados Unidos (575 jugadores). México se encuentra entre los países no europeos con 289 futbolistas, importados.”

Me llamó la atención el artículo ya que los países involucrados son potencias mundiales en el fútbol cosa que no es la liga guatemalteca y donde nos falta mucho para llegar a esos niveles. También como somos preferencia de jugadores de otros países (México) cuando el nivel de nuestra liga no se compara con otras del área, y aun así recién me entero que se aprobó la inscripción de jugadores nacionalizados sin ningún límite, y ojo que todos estos jugadores no tienen la culpa si no quien lo aprueba.

Lo único que causa esto es obstruir el desarrollo del futbolista y del fútbol nacional ya que por la necesidad, jugadores de otros países vienen y ocupan estos lugares que bien podría ser utilizado por muchos jóvenes en desarrollo, que posteriormente podrían tener estas oportunidades y luego buscar emigrar a otras ligas. Al contrario, limita a nuestros jugadores y esto retrasa el desarrollo individual al debutar cuando ya tienen edad mayor entre los veintitrés y veinticinco años, momento que se debería de utilizar para emigrar y no para debutar.

Hasta que no se cambien estas reglas los jugadores guatemaltecos seguirán bajo la sombra de muchos jugadores extranjeros que ocupan estas plazas que muchas veces el nivel no es superior a lo que poseen los nuestros y los que sufren al final, aparte de los jugadores de estas oportunidades, es la selección nacional que al final no hay mucha competencia ya que los que mantienen un alto nivel son jugadores no nacidos y no elegibles para la selección.

A la hora de la realización de estas reglas se debería de tomar en cuenta qué cosas impactan en el desarrollo del fútbol, también el obligar a alinear a jóvenes tampoco muchas veces es la solución. Lo que debería ser solución es tener un cierto número de extranjeros que sean de nivel no mayor a tres y no nacidos en Guatemala pero nacionalizados debería de existir un número por equipo y si el número es mayor entonces debería de reducir la cantidad de extranjeros a dos o ninguno si la naturalización es fácil para muchos en nuestro país.

Otro factor importante es que para los clubes es más importante repatriar jugadores de otros países que pensar en desarrollar las fuerzas básicas o ligas menores ya que lo miran como un gasto y no como una inversión a futuro. Mientras esta parte no se le ponga atención los dueños de los clubes seguirán siguiendo la ruta más fácil que es nacionalizar y traer el producto ya hecho que elaborar el material humano. Y para nuestros federativos debería haber más reglas y sanciones en que los clubes pongan énfasis, trabajen e inviertan en las ligas menores que en tener cierto número de extranjeros o nacionalizados, cuando esto cambie nuestro fútbol mejorará.

 


Los artículos compartidos por nuestros invitados reflejan su posición personal, y en ningún momento reflejan la opinión ni filosofía de SIFUPGUA ni de los administradores de este sitio web.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.